Puerto Rico: su transformación en el tiempo

Historia y sociedad

  • Lo nuevo

  • Posts Más Vistos

  • Los mejores

  • Categorías

  • Historias y palabras

  • Visitantes

    • 880.801 hits
  • Comentarios de los lectores

    Imagen de Betances… en La americanización en Mayagüez…
    Imagen de Betances… en Betances y la epidemia del…
    Ismael Cancel en La Invasión de 1898: apuntes…
    yadiel en Transformaciones económicas y…
    Jose F. Bernal en Documento y comentario: Memori…
  • Archivos

  • Taller de trabajo

  • Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

    Únete a 3.568 seguidores más

De paso y repaso: Los médicos, la prensa y nosotros

Posted by Mario R. Cancel-Sepúlveda en 17 septiembre 2007


  • Mario R. Cancel
  • Historiador y escritor

Mario R. CancelEl escándalo que ocupa a la prensa no puede ser más interesante. El tema vuelve a ser la cuestión de la legalidad y la ilegalidad. El mismo toca ahora a laclase médica del país.  La imagen de los médicos está salvaguardada por varios mitos. El juramento de Hipócrates es uno de ellos. El otro es la transparencia del facultativo: a él le podemos mostrar el cuerpo sin el pudor de la moral heredada. El otro tiene que ver con el papel histórico de estos profesionales. Desde el siglo 19 abogados, médicos y periodistas hablaron por los desposeídos. Entre los facultativos estuvieron Betances, Barbosa, Rosselló.¿Qué ha sucedido entonces?

Pablo Valentín y Yolanda Rodríguez, ex director ejecutivo y secretaria del TEM, han sido acusados de fraude en elproceso de revalidación.A cambio de unos $6,000, se certificaba la aprobación de lareválida de algunos fracasados. El esquema erabastante pedestre. Se recortaban unos resultados satisfactorios y se pegaban sobre los insatisfactorios.

Se trata de un procedimiento de simple “cut and paste”. La era de la cibernética no había llegado a la mesa de estos cofrades.  De los 91 arrestados, 88 son médicos. Por lo menos 38 trabajaban para aseguradoras ligadas ala Reforma de Salud y diversas agencias gubernamentales. Los médico-indigentes eran parte sustancial de su universo de servicio. La capacidad del estado está en entredicho. Los arrestos corresponden a hechos ocurridos entre el 2001 y 2005. Las posibilidades de que antes haya pasado lo mismo son altas. Para los acusados el proceso implica un efecto dominó. Serán expulsados del Colegio de Cirujanos Médicos y enfrentarán cargos por tráfico de drogas y evasión contributiva. El estigma contra ellos será insuperable.

Los medios masivos han comentado el acontecimiento de un modo peculiar y hasta cínico. El uso de metáforas patológicas, la “redada profiláctica,” ha servido para vender la información. Pero lo cierto es que ese tipo de lenguaje yerra el objetivo. En lugar de informar, erosiona la confianza en la clase médica. Los mitos mencionados pierden toda su eficacia. En la lista de médico fatulos hay un Barbosa, un Betances y un Rosselló.

Una lectura simbólica también puede servir de algo. El discurso también lesiona la imagen de las escuelas de medicina de República Dominicana, Cuba y México. El hecho de que una parte de los acusados sean egresados de aquellas será utilizado para afirmar su incapacidad para generar profesionales probos. El hecho de que los acusados hayan fracasado en la revalida no significa que no están preparados para diagnosticar un mal común. Si lo que se cuestiona como delito es la legalidad del ejercicio, los medios lo están convirtiendo en un cuestionamiento a la capacidad científica galenos. Lo que sí ha sido puesto en entredicho es la capacidad de Puerto Rico para controlar sus asuntos.

Lo más probable es que se imponga una reválida made in USA a la manera continental generada por la Junta de Licenciamiento Médico de los Estados Unidos (USMLE). Su traducción al español creará nuevos debates.

Lo que sucede es alucinante. Todo el año se procesa a un servidor público electo o nombrado por corrupción. A pesar de ello, el estado demanda al pueblo que mantenga la confianza en el poder. El pueblo consume con demasiada facilidad ese reclamo. Estoy seguro deque redada de servidores públicos electos fatulos arrojaría muchos más arrestos que esta.

¿Para que ha servido todo esto? La fiscal Rosa Emilia Rodríguez ha sido ratificada por el Congreso en medio de una redada eficaz. El trabajo contra su imagen por parte del PPD se ha perdido. Esta historia continuará.

Publicado en Expresión  Año V – Vol. 38 / Agosto-Septiembre 2007:  pág. 8.

Sorry, the comment form is closed at this time.

 
A %d blogueros les gusta esto: